desde el 12 de mayo

El Papa vuelve a celebrar la audiencia general con público

Será en el patio de San Dámaso, donde caben 500 personas sentadas, como ocurrió en septiembre cuando reabrieron. Desde fines de octubre se venía celebrando desde la Biblioteca y sin fieles. El Angelus, en cambio, se retomó en San Pedro hace algunos días.
Comparte

El Papa retomará el próximo miércoles las audiencias generales con la presencia de fieles, que tuvo que suspender en octubre por la pandemia y que celebraba desde entonces en la biblioteca del palacio pontificio, informó el Vaticano.

Desde el 12 de mayo las audiencias se celebrarán en el patio de San Dámaso y no en plaza de San Pedro, con la presencia de los fieles que deseen participar, observando las indicaciones sanitarias previstas.

Tras el primer periodo de cierres en Italia por la pandemia, las audiencias generales de los miércoles del Papa Francisco se retomaron en septiembre del año pasado con fieles, pero tuvieron que volver a ser suspendidas a finales de octubre al producirse un caso de coronavirus entre los presentes.

Hace ya algunas semanas el rezo del Angelus volvió a celebrarse en la plaza de San Pedro respetando la distancia social entre las personas, pero las audiencias con fieles seguían suspendidas.

El lugar de las nuevas audiencias generales será el patio de San Dámaso, la plaza porticada por la que los jefes de Estado y Gobierno acceden al palacio pontificio en ocasión de las audiencias con el pontífice.

Se trata de un espacio mucho más pequeño de la plaza de San Pedro, donde cada miércoles se reunían decenas de miles de fieles, pero al aire libre respecto al otro lugar donde se celebran las audiencias: el aula Pablo VI.

En las audiencias generales que se retomaron en septiembre del año pasado en el patio de San Dámaso, el Vaticano había permitido la participación de cerca 500 personas sentadas, guardando la distancia de seguridad.

Pero, debido al entusiasmo, los fieles al paso del Papa se abalanzaron para verlo por lo que Francisco tuvo en varias ocasiones que pedir que guardaran la distancia y permanecieran sentados.

En este tiempo, el Papa Francisco, los residentes y empleados del Vaticano han sido vacunados.


Fuente: EFE