Miércoles 05.10.2022

Ejemplo para imitar en la Argentina

Un libro sobre la actitud dialogante y consensual de Ángela Merkel

Se trata de la obra "Ángela Merkel, liderazgo en el siglo XXI", del escritor argentino Jesús María Silveyra. Autor de numerosos libros de temas religiosos, Silveyra reseña la vida y el pensamiento de quien fue canciller de Alemania durante 16 años.
Comparte

El escritor Jesús María Silveyra, acaba de publicar, editado por Planeta, el libro: “Ángela Merkel. Liderazgo en el siglo XXI”. Una reseña biográfica sobre la vida y el pensamiento de esta mujer que condujo los destinos de Alemania durante dieciséis años y tuvo una influencia política decisiva sobre Europa y el mundo.

Criada en Alemania del Este después de la segunda Guerra Mundial, Ángela Dorothea Kasner, se educó bajo el régimen comunista pero dentro de un hogar profundamente cristiano, dado que su padre era pastor luterano. Se graduó en Física con notas sobresalientes e hizo su doctorado con una tesis sobre Química Cuántica.

Una vez graduada comenzó a trabajar en el Instituto Central de Química y Física, debiendo contemplar todos los días durante el viaje a su trabajo el muro que dividía Berlín y que le resultaba agobiante. Según ella misma describía: “Los perros guardianes ladraban constantemente. Todas las mañanas me sentía confrontada con la inhumanidad de la frontera interior alemana”. En ese tiempo ya estaba casada con Ulrich Merkel, de quien conservó el apellido luego de que se divorciaran.

Con la caída del muro ingresó en el flamante partido “Despertar Democrático” de Alemania del Este que pronto se fusionó con la Unión Demócrata Cristiana (CDU) comandada en aquel tiempo por el canciller Helmut Kohl, quien se convertiría en su padrino político.

Ángela participaría activamente en el proceso de unificación alemana. Más tarde, ingresó como legisladora en la Cámara Baja del Parlamento y, luego, sería nombrada ministra de la Mujer y después como ministra de Medio Ambiente.

Pese al apoyo recibido por Kohl, en 1999 estalló un escándalo financiero dentro de la CDU que sus dirigentes pretendieron ocultar, pero que Ángela denunció con fuerza diciendo: “El futuro sólo puede construirse con la verdad”. Esto la llevaría a alejarse de Kohl y tomar las riendas del partido.

Fue elegida como presidente de la tradicional y poderosa CDU en abril de 2000, con tan sólo 46 años. En el 2005 sería elegida como Canciller de Alemania. Era la primera mujer en la historia que lo lograba.

En aquel momento, entre otras cosas, diría: “Queremos crear las condiciones para que Alemania esté entre las tres primeras naciones de Europa en 10 años. No hemos crecido en años y nuestra deuda se ha incrementado hasta niveles alarmantes…Demostraremos una cosa:
que tenemos un gran potencial en nuestro país y estamos llenos de oportunidades tanto internas como externas. Una cosa es muy clara, todos somos responsables de no estar utilizando a pleno nuestras oportunidades. Permitámonos remover las trabas al crecimiento. Dejen demostrar todo lo que es posible”.

Tuvo que atravesar varias crisis durante sus cuatro mandatos. Entre ellas, la crisis financiera de 2008, la humanitaria de los refugiados de Medio Oriente en 2015, la del Brexit y finalmente la producida por el COVID-19. Siempre impuso su firmeza, valentía, equilibrio, sentido común y búsqueda de consensos para la resolución de los problemas.

Asumió con una Alemania con alto déficit fiscal, desocupación y recesión económica y la convirtió en la locomotora de Europa. Se despidió del poder con la misma sencillez con la que había llegado y guardó prácticamente silencio desde diciembre de 2021.

Dos noticias sobre ella se conocieron en este tiempo. Que la robaron haciendo compras en un supermercado y que se opuso terminantemente a la invasión de Rusia a Ucrania, diciendo: “Es un ataque brutal que viola el derecho internacional para el que no hay disculpa posible”.

El objetivo del autor es mostrar que la reconciliación de los opuestos y la búsqueda de consensos políticos es posible también en la Argentina. El ejemplo de Ángela habla por sí solo. Como diría ella: “Todo es posible”. “Podemos lograrlo”.

Fuente: VR