Entre el cielo y la tierra

Post elecciones: entre la angustia y la esperanza

Por: P. Guillermo Marcó

El pesimismo capea en la sociedad argentina. Un claro reflejo es la cantidad de jóvenes que se quieren ir del país. Tras los comicios, los políticos deben trabajar juntos en la solución de los problemas.
Comparte

n un país normal todo debería seguir igual después de haber elecciones. Sin embargo, la mala administración de los recursos públicos de los sucesivos gobiernos y la grieta -abonada por los medios- hacen que en el nuestro percibamos el futuro tras los comicios, no con esperanza, sino con pesimismo.

La Argentina fue tierra de promisión cuando fue gobernada por buenos administradores que la convirtieron en destino de tantos inmigrantes. Ahora, por las malas políticas implementadas por décadas, los hijos de los argentinos sueñan con irse.
La Iglesia tampoco supo alentar la generación de empleo y de riqueza y amparó tantas veces políticas regresivas, viendo multiplicada la pobreza y sin contar con los recursos para ayudar ante tanta demanda.

¿Sería mucho pedirle al Estado que se dedique a dar seguridad, salud y educación y deje de meter tanto la mano en el bolsillo de los que trabajan? ¿Que en vez de congelar precios deje de emitir moneda para regalar plata a cambio de votos? ¿Podrán los fracasados políticos del oficialismo y la oposición sentarse a solucionar problemas concretos en vez de divagar con proyectos de ley muy lindos para Noruega, mientras a la gente la matan para robarle una bicicleta o el celular, o prenden fuego la Patagonia?

Quizás no parezca muy espiritual este artículo siendo su autor un sacerdote, pero la espiritualidad cristiana está hecha de honestidad, de no robar, no matar, no codiciar los bienes ajenos y también de “no tomar el nombre de Dios en vano”. No sirve consagrar la Ciudad al Sagrado Corazón y permitir que desde el área de cultura porteña se agravie el nombre de la Santísima Virgen o se ensucien los símbolos de nuestra fe con demostraciones de arte berreta. Podemos pensar distinto, pero no agraviar las creencias del otro.

Voy a envejecer en un país más pobre del que conocí, pero siento que aunque mi generación fracasó es bueno seguir alentando la lucha de los jóvenes que se quieren quedar, de los políticos que quieran buscar el bien común más que sus propios intereses, de aquellos que trabajan en el Estado para servir a los demás y no para llenarse los bolsillos con el dinero ajeno, de la cantidad de personas de la Justicia que trabajan en exceso para sacar adelante las causas y no dejarlas dormir en el estante de los juzgados.

De los empresarios que siguen apostando por la Argentina, de la gente del campo que madruga para darnos qué comer, de los trabajadores y trabajadoras de todas las clases sociales que renuevan su esfuerzo cada día para sacar sus vidas y familias adelante. En fin, de tantos sacerdotes, pastores y rabinos, religiosos y religiosas, laicos y laicas que día a día trabajan voluntariamente para sus respectivas congregaciones.

En el documento de Episcopado Iglesia y Comunidad Nacional (1981) se lee: “Para el hombre, existir es convivir. Esto no es solo un hecho que se puede observar, sino un deber y un derecho, porque la persona es esencialmente social. La actitud de aislamiento constituye una falta moral que hiere lo profundo de su ser (60). Los argentinos debemos sentirnos personalmente vinculados a la comunidad de la Nación con el propósito de compartir, con libertad lúcida y firme, los máximos bienes del hombre, para que sean siempre más patrimonio del conjunto y de cada uno de nosotros (62)”.

Ojalá que los políticos que salgan elegidos en estas elecciones trabajen en conjunto para solucionar los problemas de la comunidad nacional, que una vez más de alguna manera va a depositar su confianza en ellos.

#JMMR2021 El Papa invita a soñar como una única humanidad

ENCUESTA DEL MES

¿Cómo considera las recientes agresiones a la fe enmarcadas en expresiones artísticas?

Ver los resultados

SU FE EN IMÁGENES

Envíenos una foto de un hecho religioso que protagonizó a lectores@valoresreligiosos.com.ar

NOVEDADES

Nuevos Enigmas de la Biblia 3 – Ariel Álvarez Valdés – Editorial PPC

Nuevos Enigmas de la Biblia 3 – Ariel Álvarez Valdés – Editorial PPC

La interpretación del texto sagrado desde nuevos estudios bíblicos

El pensamiento social y político de Bergoglio y Papa Francisco - Marco Gallo - Edit. Eucasa

El pensamiento social y político de Bergoglio y Papa Francisco - Marco Gallo - Edit. Eucasa

Una selección de textos, discursos y homilías de Jorge Bergoglio

El diálogo como actitud pedagógica -Eduardo Molino- Editorial Paulinas

El diálogo como actitud pedagógica -Eduardo Molino- Editorial Paulinas

Una reflexión filosófica sobre la educación y el rol de los educadores

ARTÍCULOS RECOMENDADOS